Como atascar o inutilizar una cerradura de una puerta

Como ATASCAR o INUTILIZAR una CERRADURA de una Puerta

Hay varias formas de bloquear o incapacitar una cerradura de puerta, generalmente por diferentes razones. Puede ser para impedir completamente el acceso a la puerta por cualquier motivo o simplemente debido a un fallo en su funcionamiento.

En ese contexto, la opción más adecuada es desactivar la cerradura de la puerta. Se pueden emplear una variedad de técnicas o métodos para lograrlo, los cuales serán detallados más adelante.

Óptimos métodos para desactivar una cerradura

La mejor manera de inutilizar una cerradura

La forma más adecuada de desactivar una cerradura es aquella que sea simple y fácil, utilizando la menor cantidad posible de herramientas y siendo efectiva. Entre las opciones se encuentran el uso de polvos de metal especializados, pegamento, virutas de madera o arena de mar o río.

Todos estos elementos mencionados anteriormente pueden ser introducidos en el ojo de la cerradura para desactivarla, impidiendo así que pueda abrirse con una llave.

Formas de bloquear una puerta sin pestillo

Como bloquear una puerta sin pestillo

Para bloquear una puerta sin pestillo, existen diversas técnicas y métodos que se pueden emplear.

Una medida eficaz consiste en colocar un cerrojo o pasador entre la puerta y su marco, fortaleciendo así el bloqueo y haciendo difícil el acceso, incluso después de abrir la cerradura.

Una alternativa para bloquear una puerta sin pestillo, especialmente cuando una persona está dentro, es dejar la llave puesta en la cerradura desde adentro. De esta forma, se impide que otra persona pueda abrir la puerta desde afuera, asegurando aún más el bloqueo.

Maneras de bloquear una cerradura de puerta

Como bloquear un cerradura de puerta

Existen diversos métodos para bloquear una cerradura de puerta, los cuales pueden ser empleados con eficacia:

  • Insertando pasadores o barras de metal entre la puerta y su marco.
  • Manteniendo la llave puesta desde adentro con la persona dentro, bloqueando así la cerradura de la puerta.

Maneras de asegurar una chapa de puerta

Como bloquear una chapa de puerta

Existen diversas formas de bloquear una chapa de puerta, utilizando diferentes métodos para lograrlo.

Una opción es colocar una silla frente a la puerta, asegurándola a la chapa, lo que dificulta considerablemente el acceso al espacio detrás de la puerta.

Una medida adicional para garantizar la seguridad del hogar es la instalación de un cerrojo de seguridad, lo que dificultaría significativamente el acceso al espacio. Sin embargo, el único inconveniente podría ser la necesidad de disponer de más llaves para abrir la puerta.

Formas de asegurar el pestillo de una puerta

Para asegurar el pestillo de una puerta, se pueden emplear las siguientes tácticas:

Entre ellas, se pueden usar desde cerrojos para asegurar la puerta, hasta utensilios más caseros, como cintas adhesivas por dentro, para no permitir que puedan tratar de sacar el pestillo con mecanismo que no sean los propios, además de utensilios, como el tenedor, también pueden ser colocados.