¿Cómo Abrir Una Puerta Con Seguro Sin Llave?

Para saber cómo abrir una puerta con seguro sin llave, es necesario recurrir a ciertas herramientas y técnicas para lograr dar con la posibilidad de abrirla. Aunque puede sonar fácil, no es algo sencillo y rápido de hacer, se requiere en todo caso de práctica, pericia y confianza.

Para abrir una puerta con seguro sin llave, se deben de tener en cuenta ciertos aspectos. Ya que no es lo mismo, por la situación de que, está activado también el seguro. Por lo cual, hay que en primera instancia retirar el seguro, para que se pueda finalmente abrir la puerta.

Este tipo de situaciones, pueden ser abordadas rápidamente por un cerrajero, en el caso, de que se necesite con urgencia y rapidez una solución al problema. En todo caso, si se dispone de tiempo y se tiene un poco de pericia se puede realizar el procedimiento para abrir la puerta con seguro.

Para abrir una puerta con seguro sin llave

Para abrir una puerta con seguro, se debe tener bastante pericia. Ya que existen distintos métodos que pueden utilizarse para lograr hacer que la puerta se abra, aun con el seguro puesto.

Entre estos métodos los más populares están:

Tarjeta de plástico: con la tarjeta de plástico, que puede ser parecida a una tarjeta de banco, que sea resistente, fácil de agarrar y dura. Se debe insertar la tarjeta por el área del pomo de la puerta en donde está el pestillo, por arriba y por abajo, hasta que se logre bordearla y lograr encajar dentro. Con esto listo se hace presión, hasta sacar el pestillo y se gira el pomo para abrir la puerta.

Esto se puede hacer con puertas antiguas, que sean de pomo y tengan este funcionamiento.

El cuchillo: el método con el cuchillo, se trata de conseguir uno de cocina, que sea duro, resistente y fuerte. El procedimiento será, colocarlo entre el marco de la puerta y el pomo, tratando de sacar el pestillo y de esta forma poder girar la cerradura para abrirla.

El destornillador: Con un destornillador, en el caso de tener una puerta con pomo, puedes sacar los tornillos que están adheridos al pomo y sacar esta parte de la cerradura. Con esto quedará al descubierto el mecanismo interno de la puerta y para ello, lo único que hacer es jalar el mecanismo para abrir la cerradura y estará listo.

 Desarmar por completo la cerradura: Finalmente, también se puede desarmar por completo la cerradura. Desarmándola por parte con un destornillador, se quitan todos los tornillos que son parte de la cerradura de la puerta para dejarlos al descubierto. Con esto, la puerta se abrirá ya que todo el mecanismo será removido.

Para volverlo a armar, es probable que se tenga que acudir a un cerrajero profesional, ya que en muchos casos se debe tener un conocimiento significativo para lograr juntar todas las piezas de la cerradura.

Por tanto, si no se tiene en consideración la contratación de un cerrajero. Es probable que se pierda la cerradura. En este caso, es importante tener en cuenta en esto, antes de probar con esta técnica.